Novedades

COMO RESINAR EL HORMIGON IMPRESO

Si lo desea, nuestro equipo de Profesionales puede realizar esta función por usted, contacte con nosotros para más información: info@universalobras.com

Aquí detallamos los pasos a seguir para hacerlo usted mismo:

 

1. Primer Paso

El primer paso, es el correcto lavado con agua a presión de toda la superficie a trabajar, con especial enfasis en las zonas sombrias, donde suele acumularse humedad.

 

 

2. Segundo Paso

El segundo paso es esperar a que seque totalmente toda la superficie; una vez el hormigón este seco comenzaremos a aplicar la resina con un rodillo de pintura de pelo fino.

Destacar que la superficie no este excesivamente caliente, ya que la resina tiene que secar lentamente, para su correcta adhesión sobre la superficiente.

Llegados a este punto, nuestra finalidad es extender la resina para hormigon impreso lo máximo posible, hay que intentar no formar acumulaciones de resina, de esta forma conseguiremos un correcto secado y mejor adhesión del producto sobre el hormigon.

Gracias a la aplicación de nuestras resinas, usted conseguira mejorar el aspecto de su hormigón impreso, resaltando y recuperando el COLOR ORIGINAL de su hormigón impreso, dejandolo como NUEVO.

La formulación especial de nuestras resinas para hormigón, microsellaran los poros de su pavimento PROTEGIENDOLO DE AGRESIONES EXTERNAS Y CLIMATOLÓGICAS durante varios años.

Disponemos de varios tipos de resina:

Resinas Base Agua: Su duración aproximada es de 4 años

Resinas Base Disolvente y Extras: Su duración aproximada es de 6 años

Hay que dejar secar el producto al menos 24 horas para el paso de peatones y 48 horas para el paso de vehículos. Durante el secado NO PUEDE MOJARSE el hormigón.

 

 

 

3. Resinado Completo

Ya podemos disfrutar del aspecto renovado de nuestro Hormigón impreso. Hemos recuperado el color original de nuestro hormigón, dejandolo como nuevo.

Resinando nuestro Hormigón contribuimos al correcto mantenimiento del mismo, microsellando el poro y protegiendolo de agresiones externas y climatológicas durante 4 o 6 años, dependiendo del tipo de resina y del uso del pavimento.